19 junio 2009

CARLES GEL

A Carles Gel le conocí en 1983, haciendo la mili en Viella, en la Compañía de Esquiadores, donde tuvimos la oportunidad de patear y conocer muchos rincones del precioso Valle de Arán.
En 1984, subimos al Aneto, con Frank, Carlos "Melo", Carles y yo. Experiencia que todavía recuerdo con mucho cariño, pues si el vivac junto al Lago de Coronas, fue espectacular, con miles de estrellas como único techo, la subida a la cima más alta de los Pirineos con un buen tiempo y vistas majestuosas, no se puede olvidar en la vida.
A partir de aquí perdimos el contacto, y por "casualidades" de la vida, hace dos años en un viaje a Cabo Norte, el guía nos habló de un catalán que hacía travesías árticas y que escribía libros de montaña,... Al final, pude contactar con Carles Gel, y por fin, ayer pudimos vernos, después de 25 años, en un pase de diapositivas de travesías polares que ofrecía en Lliçà d´Amunt.
Fotos fantásticas que nos enseñaban zonas remotas, desiertos de hielo, y los interesantes comentarios con anécdotas y momentos de vivir al límite físico y mental, con paisajes de ensueño, con temperaturas bajísimas, desde Alaska, pasando por Groenlandia, Laponia,...
Ha sido muy grato volver a encontrarnos, y comprobar que los sueños se hacen realidad, si realmente crees en ellos.
Gracias, Carles, un abrazo.

Si quereis saber más sobre este aventurero sin límites, guía de montaña y conocer sus libros publicados mirar la siguiente dirección: www.pirineos3000.com/servlet/Carles_Gel
Nota:
En la foto en blanco y negro, estamos en el cuartel de Viella (el de la barba soy yo, que conste), y en la de la cima del Aneto, Carles era el único que llevaba buena equipación, pero no tenía gorro,... jejejeje.










4 comentarios:

Cristina dijo...

Im-presionante, me hubiera encantado ir al pase de diapos en Lliçà pero el trabajo no perdona i por eso os escribo a estas intempestivas horas. Espero que me hableis del tema en persona.
Un abrazo enorme

Culoinquieto dijo...

Los buenos momentos compartidos dejan huella, Me comentaste lo las diapos paro se le pasó a mi atolondrada cabecita.
Un abrazo, amigo

xenaia dijo...

Que bonito que os hayais podido reencontrar despues de tantos años :)
Seguro que teneis montones de historias que contar!

JOSE ANTONIO dijo...

Cristina:
Seguro que hubieras disfrutado un montón con las tremendas fotos que nos pasó. Ya te contaremos.
Te animas este sábado?, es una excursión sencilla y después playa.
Un abrazo.

Culoinquieto:
Esa cabezita!!!!!
Ya te pondré al día cuando nos veamos. Anima a Eloy para el sábado, vendrán varios niños.
Un abrazo, campeón.

Xenaia:
Después de tantos años, es bonito ver como hemos evolucionado y que cosas son innatas, como el deseo de conocer nuevos lugares y hacer realidad nuestros sueños.
Un abrazo y feliz semana.