06 junio 2010

BASSEGODA Y GR11 DE ALBANYA A BEGET














































Hoy sábado, va a ser un día caluroso de verdad, son las 8 de la mañana y el sol ya nos hace sudar en las primeras rampas de la pista asfaltada que sube desde Albanyà hacia el Puig del Bassegoda (más de 1100 mts de desnivel positivo). Junto a Mª José, Esteve, Juan Carlos y Tomás, vamos ganando altura a buen ritmo hasta llegar al collado donde dejamos el GR11 para subir hasta la cima de esta emblemática cima de Gerona, hay unos tramos equipados con cadenas para ayudar en los tramos difíciles. Precioso mirador para contemplar un paisaje exuberante, esbeltas montañas, vegetación soberbia, Canigó con algo de nieve,...
Al volver al collado, Esteve y yo, nos despedimos de nuestros amigos y continuamos las señales de sendero transpirenaico hacia Sant Aniol d´Aguja. El descenso se nos hace largo y tenemos que dosificar el agua. Por fin llegamos, a este encantador y visitado enclave paradisiaco de Sant Aniol, con sus pozas y saltos de agua espectaculares, como el del Brull, donde unos valientes hacen barranquismo. En la fuente cercana a la ermita, rellenamos nuestras cantimploras y saciamos nuestra sed. Como tenemos tiempo de sobra, nos decidimos por continuar hasta Talaixà, hasta el refugio libre, a diferencia de Sant Aniol, aquí reinan el silencio y la tranquilidad, solo roto por un grupo de vacas que pastan en unos verdes prados, acompañados de un toro orgulloso y satisfecho,...
El domingo nos regala un amanecer lleno de luz con la silueta del Puig del Bassegoda, inolvidable y mágico momento el despertar de un nuevo día,... Desayunamos y dejamos este rincón de paz para continuar nuestro camino del GR11. A medida que vamos haciendo tramo, el día se va cubriendo, mientras cruzamos bosques húmedos de hayas y castaños, en el cielo empieza la fiesta, y después de las primeras gotas, se anima la percusión con truenos y pronto se desborda el agua por el sendero,...
Ayer pasamos mucha calor, y hoy llegamos al fin de nuestra etapa en Beget, empapados por la lluvia, vaya contraste. La iglesia románica de Sant Cristòfor de Beget destaca en este pueblo, de los más bonitos de Catalunya.
Dos días intensos de montaña y convivencia que nos enseñan a valorar todo lo que nos rodea.
El presente es un regalo, gracias por compartirlo con nosotros.

7 comentarios:

El tejon dijo...

Precioso, precioso, precioso....por un momento pensé que los de el barranquismo erais vosotros.
Un abrazo.

Cristina dijo...

Impresionante. Veo que a pesar del calor y la lluvia lo habeis disfrutado. Nos vemos pronto. Ese es mi deseo...

Un abrazo infinito

Isabel Martínez Rossy dijo...

Hacéis unas rutas completísimas y preciosas donde hay de todo: románico, cascadas, vegetación... esa iglesia es una auténtica joya y los chorros y pozas, como de cuento...las disfrutas tu y nos las haces disfrutar
Un abrazo

JOSE ANTONIO dijo...

El tejón:
Impresionaba el verlos, imagínate estar colgado a un montón de metros, siguiendo la caida del agua.
La zona es una maravilla.
A ver si nos vemos este verano por los Picos de Europa,...
Un abrazo.

Cristina:
Ya tenemos ganas de verte y saber de todo eso que bulle en tu interior.
Te queremos, guapa. ANIMO!!!!!

Isabel:
Gracias por la visita, es enriquecedor poder compartir todo eso que nos apasiona, como la poesía y las preciosas playas que nos muestras en tu blog.
Un abrazo.

Culoinquieto dijo...

Para disfrutar hay que sufrir. Seguro que valió la pena la paliza, las fotos y tu crónica nos hacen vivir la etapa.

Un abrazo

JOSE ANTONIO dijo...

Culoinquieto:
Bien lo sabes tú, campeón...
Animo con esa maraton que tienes en breve.
Las fotos tratan de mostrar una parte de lo vivido. Pero añadele los olores, la amistad, las sensaciones de vivir momentos únicos,..
Un abrazo y buena semana.

Amapola Invernal - Mariposa traicionera dijo...

Muy interesante este blog, entré a travás de un amigo español, soy chilena y amo la montaña...solo que de pronto he ascendido unos 1.400 mts s.n.m en el Cordón montañoso de la Cordillera de la Costa acá en Chile no hice sima, había nieve y las condiciones no eran las mejores para una "aficionada" como yo, hubo que bajar antes que se derritiera la nieve, un Grupo del Cuerpo de Socorro Andino nos conminó a ser prudentes.
Pues les felicito por atreverse a desafiar la montaña y otros retos deportivos que ustedes practican.
¡¡¡ Vale...sigan en esa !!!!