31 julio 2009

CASTILLO DE CAN TAIÓ




Hay lugares de Santa Perpetua de Mogoda, que siempre permanecerán en un lugar destacado de nuestra memoria. Esta semana entrenando con la bici pasé por el Castell de Can Taió, de siempre conocido como el Castillo. De niño siempre me impresionaban sus torreones, su muralla, sus historias, y las aventuras que creaba nuestra mente al imaginar caballeros y princesas,...
La casa original es del siglo XVII y se vió transformada en castillo a principios del siglo XX por un capricho de Miquel Gomis i Güell, imitando diferentes monumentos famosos, como la puerta de entrada, copia de Poblet, las murallas de Carcassona, fachada del Palau de la Generalitat,...
Durante la Guerra Civil, fue ocupado por el partido independentista Estat Català, y y desalojados por la fuerza por el "Batallón de la Muerte" de la CNT-FAI. Después de la contienda, vuelve a su antiguo propietario que malvende la propiedad a la Junta Provincial de Menores, pasando a ser horfanato, después colegio femenino regido por monjas, con la democracia pasa a manos de la Generalitat, y actualmente entre otras funciones, sirve como centro de refugiados y escuela de formación de jardinería.
Cuantas historias contarían sus paredes, si pudieran hablar,...
Ahora, aunque lo miro con otra perspectiva, no deja de apasionarme su esbelta figura, y a la luz del atardecer, y su visión me lleva a mi niñez corriendo por estos parajes montado en bicicleta como si se tratara de un caballero medieval,...

7 comentarios:

Cristina dijo...

Siempre es bonito redescubrir lugares y con tu bici seguro que pasas por montones de lugares que llaman tu atención.
Felices vacaciones

Un abrazo

El tejon dijo...

Interesante lugar.Si las paredes hablaran yo creo que contarían muchas penúrias y pocas alegrías.
Saludos.

JOSE ANTONIO dijo...

Cristina:
Hay lugares que tienen un encanto especial y aunque vayas muchas veces , siempre descubres algo nuevo, o la luz es diferente y puedes apreciar otros matices.
Que seas muy feliz!!!!!

El tejón:
Cuantas historias nos podrían contar!!!!!!
Seguro que habrá más penas que glorias, las historias de horfanatos o centros de menores no suelen ser muy alegres,...
Un abrazo.

teng dijo...

José antonio, eres una de los niños que viven en castillo de santa perpetua? Mi mejor amigo vive también allí antes... Y me has contado su vida dentro del castillo

Marisa dijo...

yo estuve interna durnte 9años, y de idilico no tenia nada, y si, si las paredes hablaran contarian historias, muchas, y no precisamnte de princesas y principes, mas bien de explotacion de niñas para provecho de la congregacion que la llevaba, no , yo por lo menos de feliz no fui, durante esos años lo unico que deseaba era salir de alli, el castillo es precioso pero yo no he podido nunca acercarme a el y no vivo lejos

lina53759 dijo...

He llegit un comentari on es diu que s'explotave a les nenes del castell.
Jo sóc una de les nenes fundadores (1953/59).Se'ns ensenyaba tot allò que més tar en la vida ens podría ser útil: les feines de la llar, plantar i collir patates i altres feines de granja, també trebells de tallers, com brodats, pintura, talli confecció; administratives,a més de les asignatures pròpies d'un col-legit.

Pel que jo sé , fora de les muralles del castell, la vida era molt més dificil i dura, allí mai ens va mancar l'atenció sanitaria gratuïta, i d'altres serveis que fora s'avien de pagar i que si notenies diners ho tenies molt negre, peerquè encara no hi havia la seguretat social.Hi havia molta cua per entrar-hi.
Abans de criticar, primer cal tenir en compte la situació de l'època.
Pero explotar, ho nego rotundament, no s'explotaba a ningú.i quan va ser hora de sortir teníem una llibreta d'estalvis amb una petita quantitat de diners.
Jo vaig sortir al 59 i en la meva llibreta hi havien 100 pessetes de l'època...feu comptes.

piluca dijo...

hola yo estuve en el castillo y no lo pase mal tengo que agradecer a el castillo a las personas que se hicieron cargo de mi ,¡no todo el mundo tenia un sitio como el castillo ¡trabajar por supuesto que teniamos que trabajar ,y hacer las cosas ,pero a mi las monjas me dieron cariño ,y una edcacion ,y les tengo mucho que agradecer ,claro que cada una cuenta lo vivido a su manera ,entre tantas niñas ,cada una tendra una vivencia que contar ¡no creis ¡